dimarts, 10 de juliol de 2012

Cada uno va a la suya

Ahora estoy escuchando a los ACDC -más ritmo en estos que en todos los actuales juntos-, recuerdo las horas que he escuchado a "entendidos" hablar de nuestra crisis y nuestro rollos -mi amigo Agustí que vive en Suecia no ha perdido ni un segundo con la crisis, ahí no es ningún tema, así que está crisis no será tan global-, veo que terminará un día, como terminaron todas, y esta no ha sido la más grave, la Primera y Segunda Guerra Mundial llevaron a Europa a una crisis mucho más importante -en las Olimpiadas de Londres del 48 daban medallas de hojalata-, esto llegará a su fin, y volverán los buenos tiempos, y de nuevo en unos años volverá otra crisis económica, y todos nos tiraremos de los pelos -bien, los que tengan pelo, yo supongo que casi no tendré-, y volverá el ciclo.


Así que ayer, viendo un capítulo de la genial "Mad Men" lo comprendí.


Dos de los personajes se encuentran en un ascensor.


-Tú siempre vas a la tuya, no piensas en la agencia.


-Todos vamos a la nuestra, y cuando lo que hacemos es bueno para nosotros a veces puede ser bueno para la agencia, pero siempre es bueno para nosotros.


John Nash, el famoso matemático y premio Nobel de Economía, "Una Mente Maravillosa", ya lo desarrolló en su "Teoría de los Juegos", y el ejemplo de los delincuentes: dos delincuentes, les proponen la libertad si denuncian al compañero, cinco años si admiten la culpabilidad y diez si ambos se denuncian, los dos acaban pasando 10 años en la cárcel.


Así que esto no es una teoría sociológica, es un teorema matemático: Todos vamos a lo nuestro.



Publica un comentari a l'entrada