dijous, 3 de maig de 2012

La resignación es un suicidio cotidiano. Balzac.

Continúa luchando, por lo que crees, por lo que piensas que es justo, por cambiar o por continuar igual, por ti, por los tuyos, por tus sueños, contra tus pesadillas, pero continúa, no te rindas, porque el día que te rindas todo habrá terminado.


Publica un comentari a l'entrada